Valmaseda Abogados

Valmaseda Abogados

Nueva Ley de Bienestar Animal en España

Contáctanos para agendar tu primera consulta

El pasado 29 de septiembre de 2023 entró en vigor la nueva Ley de Bienestar Animal, una normativa pionera que busca proteger de forma integral a los animales en nuestro país. Esta ley introduce importantes cambios en la tenencia y cuidado de animales de compañía, incluyendo nuevas obligaciones y prohibiciones para los propietarios.

¿Te preguntas qué implica la nueva ley para ti? En este artículo analizaremos en detalle las principales novedades de la Ley de Bienestar Animal, desglosando las obligaciones que debes cumplir como responsable de un animal, así como las actividades que ahora están prohibidas.

¿Quieres asegurarte de que estás cumpliendo con la ley y protegiendo el bienestar de tu animal? Sigue leyendo para descubrir todo lo que necesitas saber sobre la nueva Ley de Bienestar Animal en España.

Animales incluidos en la nueva Ley de Bienestar Animal en España

La nueva Ley de Bienestar Animal española, que entró en vigor el 29 de septiembre de 2023, establece un marco legal integral para la protección de los animales en nuestro país. En cuanto a los animales a los que se aplica la ley, podemos distinguir tres categorías principales:

1. Animales domésticos

  • Perros, gatos y hurones: Se consideran animales de compañía por excelencia y están sujetos a las obligaciones y prohibiciones específicas de la ley.
  • Otras especies: La ley también incluye a otras especies que tradicionalmente se han considerado como animales de compañía, como conejos, cobayas, hámsteres, peces de acuario, aves ornamentales y reptiles.

2. Animales silvestres en cautiverio

  • Listado positivo: La ley establece un listado positivo de especies silvestres que pueden ser tenidas como animales de compañía. Este listado se basa en criterios de bienestar animal y seguridad pública.
  • Requisitos específicos: Los propietarios de animales silvestres incluidos en el listado positivo deben cumplir con una serie de requisitos específicos, como la obtención de una licencia y la formación adecuada.

3. Animales de producción

  • Excepción a la ley: La ley no se aplica directamente a los animales de producción, como vacas, cerdos, ovejas o pollos, que se rigen por una normativa específica.
  • Bienestar animal en la producción: Sin embargo, la ley sí establece algunos principios generales de bienestar animal que deben ser tenidos en cuenta en la producción ganadera.

Es importante tener en cuenta que la ley define de forma precisa qué se entiende por “animal de compañía” y “animal silvestre”. Esta definición es crucial para determinar qué animales están sujetos a la ley y cuáles no.

Obligaciones generales en la nueva Ley de Bienestar Animal en España

La nueva Ley de Bienestar Animal española establece una serie de obligaciones generales para todos los propietarios de animales, independientemente de la especie. Estas obligaciones se basan en cinco principios fundamentales:

1. Protección y bienestar: Los propietarios deben garantizar la protección y el bienestar de sus animales, satisfaciendo sus necesidades básicas de alimentación, alojamiento, ejercicio, higiene y atención veterinaria.

2. Identificación: Todos los animales de compañía deben estar identificados mediante microchip o anilla.

3. Formación: Los propietarios de perros deben realizar un curso formativo gratuito para obtener la licencia de tenencia responsable de animales potencialmente peligrosos.

4. Seguro de responsabilidad civil: Los propietarios de perros deben contratar un seguro de responsabilidad civil por daños a terceros.

5. Prohibición de la eutanasia: La eutanasia solo está permitida en casos de enfermedad terminal o sufrimiento irreversible, bajo control veterinario.

Además de estas obligaciones generales, la ley también establece obligaciones específicas para cada tipo de animal.

Obligaciones específicas para animales domésticos

La nueva Ley de Bienestar Animal española establece una serie de obligaciones específicas para los propietarios de animales domésticos, que se suman a las obligaciones generales mencionadas anteriormente. Estas obligaciones específicas se encuentran detalladas en el Artículo 7 de la Ley:

1. Alimentación: Los animales deben tener acceso a una alimentación sana, equilibrada y suficiente para su especie, raza, edad y estado fisiológico.

2. Alojamiento: Los animales deben disponer de un espacio adecuado a sus necesidades, que les proporcione protección contra las inclemencias del tiempo y les permita desarrollar sus comportamientos naturales.

3. Ejercicio: Los animales deben realizar ejercicio físico diario de forma acorde a su especie, raza, edad y estado fisiológico.

4. Higiene: Los animales deben ser aseados de forma regular para mantener su salud y bienestar.

5. Atención veterinaria: Los animales deben recibir atención veterinaria periódica para prevenir enfermedades y garantizar su bienestar.

6. Socialización: Los animales deben ser socializados desde una edad temprana para que puedan interactuar de forma positiva con otros animales y personas.

7. Educación y manejo: Los animales deben ser educados y manejados de forma que no se les cause sufrimiento o maltrato.

8. Prohibición de la cría no responsable: La ley prohíbe la cría de animales domésticos sin la debida autorización y control.

9. Prohibición de la venta de animales a menores: La ley prohíbe la venta de animales a menores de edad sin la autorización de sus padres o tutores.

10. Prohibición de la utilización de animales en espectáculos: La ley prohíbe la utilización de animales en espectáculos circenses, zoos y otros eventos que puedan suponer un maltrato para ellos.

Es importante destacar que el incumplimiento de estas obligaciones específicas puede ser sancionado con multas de hasta 20.000 euros.

Para obtener más información sobre las obligaciones específicas que te corresponden como propietario de un animal doméstico, te recomendamos consultar el texto legal o contactar con nuestro despacho especializado en derecho animal.

Cita del Artículo 7 de la Ley de Bienestar Animal:

“Los propietarios de animales de compañía tienen la obligación de garantizar su bienestar, atendiendo en todo momento a sus necesidades etológicas, fisiológicas, de comportamiento y sanitarias.”

Obligaciones específicas para animales silvestres en cautiverio

La nueva Ley de Bienestar Animal española establece una serie de obligaciones específicas para los propietarios de animales silvestres en cautiverio, que se suman a las obligaciones generales mencionadas anteriormente. Estas obligaciones específicas se encuentran detalladas en el Artículo 13 de la Ley:

1. Licencia y formación: Los propietarios de animales silvestres en cautiverio deben obtener una licencia administrativa y realizar un curso formativo específico para la tenencia de este tipo de animales.

2. Instalaciones: Los animales silvestres deben tener acceso a instalaciones adecuadas a sus necesidades específicas, que les proporcionen un espacio seguro y enriquecedor.

3. Cuidados: Los propietarios deben garantizar que los animales silvestres reciban los cuidados necesarios para su bienestar, incluyendo alimentación, higiene, atención veterinaria y ejercicio físico.

4. Registro: Los animales silvestres en cautiverio deben ser inscritos en el Registro de Animales de Compañía de la comunidad autónoma correspondiente.

5. Prohibición de la cría: La ley prohíbe la cría de animales silvestres en cautiverio sin la debida autorización y control.

6. Prohibición de la venta a particulares: La ley prohíbe la venta de animales silvestres a particulares, salvo en casos excepcionales.

7. Prohibición de la exhibición pública: La ley prohíbe la exhibición pública de animales silvestres en cautiverio, salvo en zoos y centros de rescate que cumplan con los requisitos establecidos en la ley.

Cita del Artículo 13 de la Ley de Bienestar Animal:

“Los propietarios de animales de especies silvestres en cautividad tienen la obligación de garantizar su bienestar, atendiendo en todo momento a sus necesidades etológicas, fisiológicas, de comportamiento y sanitarias.”

Obligaciones específicas para animales de producción

Si bien la Ley de Bienestar Animal no se aplica directamente a los animales de producción, sí establece algunos principios generales que deben ser tenidos en cuenta en la producción ganadera. Estos principios se encuentran recogidos en el Artículo 5 de la Ley:

1. Minimización del sufrimiento: Los animales de producción deben ser criados y manejados de forma que se minimice su sufrimiento.

2. Condiciones de vida dignas: Los animales de producción deben tener acceso a condiciones de vida que les permitan expresar su comportamiento natural y cubrir sus necesidades básicas de alimentación, alojamiento, agua y espacio.

3. Prácticas de manejo correctas: Las prácticas de manejo de los animales de producción deben ser realizadas de forma correcta para evitarles dolor o sufrimiento innecesario.

4. sacrificio sin dolor: El sacrificio de los animales de producción debe realizarse de forma que se minimice el dolor y el sufrimiento.

5. Formación del personal: El personal que trabaja con animales de producción debe recibir formación adecuada en materia de bienestar animal.

Además de estos principios generales, la ley también establece algunas obligaciones específicas para la producción de animales de granja, como la prohibición de la castración de cerdos sin anestesia y la prohibición de las jaulas en batería para gallinas ponedoras.

Cita del Artículo 5 de la Ley de Bienestar Animal:

“Los animales de producción serán objeto de protección en los términos que se establezcan en la normativa específica, atendiendo a los principios de bienestar animal, minimización del sufrimiento, condiciones de vida dignas y prácticas de manejo correctas.”

Prohibiciones en la nueva Ley de Bienestar Animal en España

1. Maltrato animal: Esta prohibición abarca cualquier acto que cause dolor, sufrimiento o muerte a un animal, tanto de forma directa como indirecta. Incluye acciones como la violencia física, la negligencia en la atención básica, el abandono y la utilización de animales en actividades que les causen sufrimiento.

Ejemplo: Golpear a un perro, dejar a un animal sin comida o agua durante largos periodos de tiempo, o utilizar un animal en peleas.

2. Abandono: Se prohíbe el abandono de animales de compañía en cualquier lugar, ya sea en la calle, en un refugio o en una perrera. El abandono implica la dejación del animal a su suerte, sin ningún tipo de cuidado o responsabilidad por parte de su propietario.

Ejemplo: Dejar a un perro atado a un árbol o en una carretera, o dejar a un gato en una caja en la puerta de un refugio.

3. Mutilaciones: Se prohíben las mutilaciones estéticas en animales, como el corte de orejas o rabo, salvo por razones médicas o de comportamiento acreditadas por un veterinario.

Ejemplo: Cortar las orejas a un perro por motivos estéticos o cortar el rabo a un gato sin justificación médica.

4. Entrenamiento con dolor: Se prohíbe el entrenamiento de animales con métodos que causen dolor o sufrimiento, como el uso de collares de ahorque, descargas eléctricas o golpes.

Ejemplo: Entrenar a un perro con un collar de púas o utilizar descargas eléctricas para corregir su comportamiento.

5. Exhibición de animales: Se prohíbe la exhibición de animales en espectáculos circenses, zoos y otros eventos que puedan suponer un maltrato para ellos.

Ejemplo: La exhibición de animales salvajes en circos o la utilización de animales en espectáculos de doma.

6. Venta de animales a menores: Se prohíbe la venta de animales a menores de edad sin la autorización de sus padres o tutores.

Ejemplo: Vender un perro a un niño sin la autorización de sus padres.

7. Utilización de animales en peleas: Se prohíbe la utilización de animales en peleas y espectáculos crueles, como las peleas de gallos o perros.

Ejemplo: Organizar peleas de perros o utilizar gallos para peleas.

El incumplimiento de estas prohibiciones puede ser sancionado con multas de hasta 30.000 euros, e incluso con penas de prisión en caso de maltrato grave.

Cita del Artículo 6 de la Ley de Bienestar Animal:

“Queda prohibida toda acción que cause o pueda causar dolor, sufrimiento o muerte a un animal, tanto de forma directa como indirecta, incluyendo su sacrificio sin causa justificada.”

Sanciones en la nueva Ley de Bienestar Animal en España

La nueva Ley de Bienestar Animal española establece un sistema de sanciones graduales para el incumplimiento de las obligaciones y prohibiciones que establece la ley. Las sanciones se clasifican en tres categorías: leves, graves y muy graves.

Sanciones leves

  • Multas de hasta 10.000 euros.
  • Amonestación pública.
  • Inhabilitación para la tenencia de animales por un período de hasta un año.

Ejemplos de infracciones leves:

  • No tener al animal debidamente identificado.
  • No proporcionar al animal una alimentación adecuada.
  • No recoger las heces del animal en la vía pública.

Sanciones graves

  • Multas de 10.001 a 50.000 euros.
  • Inhabilitación para la tenencia de animales por un período de uno a cinco años.
  • Clausura de instalaciones para la cría o venta de animales.

Ejemplos de infracciones graves:

  • Abandonar un animal.
  • Maltratar a un animal.
  • Mutilar a un animal sin justificación médica o de comportamiento.

Sanciones muy graves

  • Multas de 50.001 a 300.000 euros.
  • Inhabilitación para la tenencia de animales por un período superior a cinco años.
  • Clausura definitiva de instalaciones para la cría o venta de animales.
  • Prisión de hasta tres años.

Ejemplos de infracciones muy graves:

  • Causar la muerte de un animal por maltrato.
  • Organizar peleas de animales.
  • Falsificar la documentación de un animal.

La reincidencia en la comisión de infracciones puede conllevar la imposición de sanciones de mayor gravedad.

Cita del Artículo 53 de la Ley de Bienestar Animal:

“Las infracciones a lo dispuesto en la presente Ley serán sancionadas de acuerdo con lo establecido en este Título.”

Conclusión: Un nuevo marco para la protección animal en España

La nueva Ley de Bienestar Animal española representa un cambio significativo en la forma en que se concibe la relación entre las personas y los animales. Esta ley establece un marco legal más robusto para la protección de los animales, con un enfoque en el bienestar animal y la responsabilidad de los propietarios.

En este artículo, hemos abordado las principales obligaciones y prohibiciones que establece la ley para los propietarios de animales de compañía, animales silvestres en cautiverio y animales de producción. Es importante que los propietarios conozcan en detalle estas obligaciones y prohibiciones para evitar incurrir en sanciones.

Para profundizar en los diferentes aspectos de la nueva ley de bienestar animal, te invitamos a seguir leyendo otros artículos de nuestro blog. Encontrarás información sobre temas específicos como la tenencia responsable de animales, los derechos de los animales, las obligaciones de los criadores y las últimas noticias en materia de bienestar animal.

Recuerda que el conocimiento de la ley es fundamental para garantizar el bienestar de los animales y construir una sociedad más responsable y respetuosa con ellos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

×